La rueda de prensa de Pasqual Maragall y el tercer sector como gestor de bienes comunes

Maragall

Cuando hablamos del tercer sector y de su papel como gestor de bienes comunes, podemos poner el ejemplo de la rueda de prensa que Pasqual Maragall (algo más de un año después de dejar de ser president de la Generalitat de Catalunya) ofreció, en compañía de su esposa, Diana Garrigosa, y de otras personas significativas en su vida, para anunciar que tenía la enfermedad de Alzheimer, en la que dijo:

“Hace unos meses me diagnosticaron un principio de la enfermedad de Alzheimer (…). Quiero ayudar a derrotar a esta enfermedad. Y lo haré personalmente y acompañado de todos aquellos que quieran y puedan ayudarme, en la medida de sus posibilidades económicas, profesionales o científicas. En ningún sitio está escrito que esta enfermedad haya de ser invencible (…). Por mi trayectoria pública como alcalde y como presidente, soy un privilegiado entre los afectados. Todo el mundo me conoce. Me paran por la calle y se dirigen a mí por mi nombre, de manera que en estas condiciones es muy difícil perder la identidad (…). Me encuentro bien. Os diré más, me encuentro mejor que hace un año y empiezo esta nueva etapa con optimismo, en compañía de una familia y de unos amigos que me apoyan y me hacen feliz”.

Sabemos que Pasqual Maragall cuenta con dinero para comprar bienes privados (viajó a Boston para confirmar su diagnóstico) y apuesta por la consideración de la salud como un bien público y, por tanto, por la sanidad pública para la lucha contra la enfermedad (la rueda de prensa se hace en un hospital de la red pública, Sant Pau, señalando que es el mejor sobre el Alzheimer). Por otra parte, todo hace notar la importancia que para él tienen esos bienes relacionales o vínculos informales que no podrán ser comprados en el mercado ni exigidos como derecho: el compromiso de sus seres más cercanos para velar por su estilo de vida y dignidad humana, el apoyo que espera de personas con las que comparte ilusiones y proyectos para luchar contra la enfermedad, la expectativa de que la gente de la calle le reconocerá…

Sin embargo, Pascual Maragall y su gente sienten la necesidad y ven la oportunidad de poner y pedir capital intelectual, capital económico, capital relacional y capital simbólico para gestionarlo en forma de bienes comunes y ahí surge, en este caso con forma de fundación, una organización de lo que llamamos tercer sector: cuando, renunciando al beneficio económico y al cauce de las administraciones públicas, ponemos en común recursos y capacidades para ir más allá de nuestras relaciones familiares y comunitarias y generar nuevas sinergias y proyectos socialmente inclusivos, económicamente sostenibles y políticamente relevantes.

Pronto más documentación en fantova.net/Documentos propios/Desarrollo comunitario y sector voluntario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

CAPTCHA image
*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

WP-SpamFree by Pole Position Marketing